fbpx

Enterró viva a su esposa porque le pidió el divorcio.

51 años y tres meses de cárcel es la sentencia que recibieron dos sujetos, quienes el 29 de agosto del 2014 enterraron viva a una mujer debido a que días antes la víctima había pedido el divorcio a su cónyuge. René “N” y Gehú “N”, esposo y cuñado de la víctima, enterraron viva a Sandra Luz Díaz Morales, en complicidad de cuatro hombres y una mujer, en una casa de seguridad ubicada en la colonia Terán, de Tuxtla Gutiérrez, dio a conocer la Fiscalía General de Chiapas.

 

Los cuatro hombres y la mujer ya fueron sentenciados a 51 años de prisión, el pasado 11 de abril. De acuerdo con los reportes, a principios del 2014, Sandra Luz le pidió el divorcio a su esposo René, pero este se opuso porque “no quería compartir los bienes que poseían”, por lo que decidió planear el secuestro con la complicidad de su hermano Gehú y otras cinco personas. Gehú fue el encargado de contratar a Concepción “N”, José Luis, “N”, Dulce María “N”, Johan Mauricio “N” y Edgar Alberto “N”, para concretar el secuestro. El 28 de agosto del 2014, a las 09.20 horas, Sandra Luz salió de su hogar, en el fraccionamiento Los Laureles, a bordo de su camioneta Jeep Grand Cherokee, para ir a trabajar a su negocio ubicado en el centro de Tuxtla Gutiérrez. Pero minutos después y antes de que Sandra Luz llegara a la negociación, los plagiarios simularon un accidente de tránsito, para luego raptar a la esposa de René, a la que subieron en un vehículo Dodge tipo Stratus. A Sandra Luz la mantuvieron cautiva en una casa de seguridad en la colonia Teherán, que es propiedad de Gehú, dijo la dependencia. Horas después de haber llegado, René ordenó a sus cómplices que privaran de la vida a su esposa, por lo que la ataron de manos y cubrieron con un lienzo los ojos y procedieron a enterrarla viva en una fosa que habían cavado en el patio de la vivienda. Después de que Sandra Luz quedó bajo la tierra, los cómplices procedieron a cubrir la cavidad con cemento, lo que le provocó la muerte por asxia mecánica. A los siete imputados, que se encuentran recluidos en el penal de El Amate, se les determinó un pago por la reparación del daño, por 322 mil 676 pesos.

Fuente: la policíaca.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Loading Facebook Comments ...
error: