Dos muertos y treinta heridos en un atropello masivo en Alemania

La embestida de una furgoneta en el centro de Münster ha causado al menos dos víctimas mortales y ha resucitado los temores en Alemania de que se tratara de un nuevo ataque terrorista. Las autoridades regionales han descartado sin embargo seis horas después del atropello una motivación terrorista. Medios alemanes informan de que el presunto autor del atropello masivo podría ser un alemán con problemas psicológicos. La policía ha evacuado el centro histórico de la ciudad del noroeste del país y ha pedido desde un primer momento prudencia a la hora de especular sobre las posibles causas del incidente.

El ministro del Interior de Renania del Norte-Westfalia, Herbert Raul, ha acudido al lugar del siniestro y en una rueda de prensa improvisada ha indicado que “nada indica” que hubiera una motivación terrorista detrás del atropello. Ha asegurado también que el autor es un hombre de nacionalidad alemana. Las víctimas mortales ascienden a tres, según el balance oficial que ha ofrecido el ministro regional y que incluye al conductor que se quitó la vida. El atropello ha causado además una treintena de heridos, seis de ellos graves.

Sobre las tres y media de la tarde, llegaban las primeras alertas que informaban de que un vehículo había arrollado a una multitud en una soleada terraza de un bar en Münster, una ciudad del Land de Renania del norte-Westfalia, en el oeste del país. La policía local pidió a través de las redes sociales a los ciudadanos que se fueran a sus casas y evacuaran el centro urbano. En las redes sociales, la policía de Münster pidió reiteradamente que se evitara la propagación de rumores.

Bomberos, ambulancias y Policía tomaron el centro de la ciudad, que quedó acordonado. Helicópteros de la policía sobrevolaron la zona y sobre el terreno, los agentes buscaron explosivos, según informó la prensa local.

En seguida, fuentes policiales informaron a los medios alemanes de que el presunto autor del atropello se habría quitado la vida y de que su cuerpo sin vida permanecía dentro del vehículo. Más tarde, la edición digital del diario muniqués Süddeutsche Zeitung y las cadenas públicas NDR y WDR aseguraban que el autor del atropello es un alemán con problemas psicológicos y de 48 años.

La policía ha registrado su domicilio en busca de explosivos, según la misma fuente. Michael Stempfle, experto en terrorismo de la cadena de televisión pública ARD mostró también su escepticismo acerca de que pudiera tratarse de un ataque terrorista. “El hecho de que el culpable se disparara a sí mismo es inusual”, estimó Stempfle.

Münster es una ciudad de 300.000 habitantes y el atropello se produjo en la terraza de un conocido restaurante, el Kiepenkerl, frecuentado por la población local y por turistas y que recibe el nombre de la famosa estatua situada en el centro histórico de la ciudad. En esa zona, la gente pasea y se reúne cuando llega el buen tiempo. Es además una importante ciudad universitaria, que cuenta con unos 50.000 estudiantes.

Fuente: País

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Loading Facebook Comments ...
error: